Inicio / Artículos / EDUCAR CON SENTIDO COMÚN, NO PERDER EL SENTIDO DEL HUMOR Y MARCAR LÍMITES, LAS CLAVES DE UN BUEN PADRE

EDUCAR CON SENTIDO COMÚN, NO PERDER EL SENTIDO DEL HUMOR Y MARCAR LÍMITES, LAS CLAVES DE UN BUEN PADRE

Coincidiendo con el Día del Padre, educadores del British Council School han hecho públicas algunas de las recomendaciones recogidas en el Wellbeing Weekend 2018. Una iniciativa  organizada para impulsar la educación emocional en los colegios e impulsada por el Colegio Británico que contó con la presencia de  Mª Jesús Álava, psicóloga yautora de libros como “La inutilidad del sufrimiento” (500.000 ejemplares vendidos),  “La verdad de la mentira” (2016) o “Las tres claves de la felicidad”, entre otros, yJavier Urra, psicólogo, terapeuta y primer defensor del menor en España.

 

 

Bajo el lema Los valores que les inculques hoy, son las semillas para su futuro, los expertos recomiendan no perder la capacidad de observación y alertan de las consecuencias de la sobreprotección infantil.

“Nunca los padres se han preocupado tanto por los niños y han estado tan perdidos”, explica Mª Jesús Álava. “Vivimos en un mundo en constante cambio marcado por la presión y la responsabilidad y los niños son observadores natos. Nos evalúan constantemente y debemos ser su referencia para que sean seguros el día de mañana. Lo que ocurre es que es complicado porque los adultos muchas veces no sabemos gestionar nuestras propias emociones”.

“Estamos sometidos a tanta presión que la proyectamos en los niños cargándoles de actividades para que estén preparados el día de mañana en un mundo competitivo. Y se nos olvidan principios básicos que son los que harán que puedan desenvolverse en él y sean mejores personas”, explicó.  “Hay que inculcarles algo tan básico como la generosidad con ellos mismos y con los demás,  la importancia de tener confianza en sí mismos, pero también de aprender a frustrarse y a gestionar esa frustración para que tengan recursos cuando las cosas no salgan como ellos esperan”.

Álava recalcó en este sentido la importancia de la autonomía en los niños: “Debemos enseñarles a relacionarse con los demás, a tener un pensamiento lógico, y esto implica dejarles libertad para hacer las cosas que saben hacer y para solucionar también sus conflictos, porque el día de mañana el mundo es duro y deben saber enfrentarse a él. Es muy importante entender que cada niño es único y hay que tratarle como tal, pero debemos marcar los límites porque la ausencia de normas es una barbaridad. Somos su referente y sin ese referente están perdidos”.

“Si observamos a los niños podemos hacerles un traje a medida”, -explicó-  “pero debemos tener claras también las normas, cuándo las cosas son negociables y cuándo no. Los adultos hablamos mucho pero actuamos poco y ante un comportamiento inadecuado debe haber consecuencias rápidas y claras. No les regalemos todo a cambio de nada. Si les damos todo fácilmente no le darán valor a las cosas y terminarán por no darle valor a las personas”.

Por último, apeló al sentido del humor de los padres y a la flexibilidad. “Es importante no perder la capacidad de relativizar, porque nos van a medir y a retar a diario. Seamos coherentes, equitativos, utilicemos palabras que ellos entiendan y mensajes claros, tanto cuando les prometemos algo, como cuando les advertimos, prestémosle la atención que necesitan y, sobre todo, escuchemos a nuestros hijos. Si les interrumpimos cuando nos hablan porque ese momento no es importante, si le quitamos trascendencia a lo que nos cuentan, si no estamos alerta, será muy difícil que confíen en nosotros cuando tengan un problema serio”.

 

Opiniones compartidas con  Javier Urra que, desde su experiencia, señaló que es muy importante darles seguridad, amor, límites y criterio. “Estamos dejando de ser ciudadanos para ser consumidores y estamos creando una sociedad en la que la mayoría de la gente se piensa que es más inteligente que la media. Pensamos que lo importante es el ‘yo’ y nos olvidamos de la importancia del ‘tú’, del de al lado. No educamos en la generosidad, sino en la posesión, en que lo mío es lo importante, y esto es muy preocupante. El’esto me lo he ganado yo solo’ es falso porque necesitamos a los demás y vivimos en sociedad. Debemos enseñar a los niños a ser empáticos, a convivir, a verse en los ojos de los demás y  a colaborar”.

Queremos que nuestros hijos sean árboles, pero no les preparamos para vivir en un mundo complejo y duro en el que además conviven con otros. Estamos haciendo una sociedad de bonsáis frágiles, con ramas que se rompen ante la mínima inclemencia porque les damos todo sin exigir nada y esto produce que haya  un índice de insatisfacción brutal en los adolescentes, que están perdidos y sin objetivos”, explicó.  “Hay que enseñarles a manejar la frustración y a que las cosas cuestan esfuerzo”.

Por último, apeló a la necesidad de marcar límites y a que los padres y educadores “deben ser figuras de autoridad”. “Los niños deben asumir que las conductas tienen consecuencias y tienen que tener un referente que les marque dónde están los límites cuando no los ven o no los quieren ver”.

“Debemos enseñarles a adaptarse cuando las cosas no salen como se esperan y darles herramientas para poder adaptarse a una sociedad en constante cambio, pero para eso lo primero que deben ser es ser generosos con ellos y con los demás”.

Para Gillian Flaxman, Directora del British Council School. “Es fundamental impulsar este tipo de iniciativas abiertas para que los padres puedan formarse y solventar sus dudas. La educación emocional es clave para que el día de mañana tengan la resiliencia suficiente para adaptarse a los cambios de la sociedad actual”.

Más información: www.britishcouncilschool.es

Educando niños emocionalmente inteligentes

 

El WellbeingHub del British Council School es un proyecto pionero que surge para concienciar sobre la importancia de la gestión emocional en los niños y trabajar junto a padres y expertos en su difusión y conocimiento. Se estructura en tres pilares. Por un lado, el trabajo con los menores en las aulas, para poder conocer sus sentimientos y sus posibles respuestas ante problemas como la ansiedad, el acoso o el estrés, entre otros. Por otra parte, la labor con los profesionales (profesores, psicólogos y responsables de protección a la infancia), que detectan las principales preocupaciones y elaboran estrategias de respuesta a estos problemas. Por último, la colaboración con las familias, a través de seminarios y talleres gratuitos abiertos que les permitan entender mejor en qué consiste la gestión emocional y cómo trabajarla con sus hijos.

 

DATOS BIOGRÁFICOS:

 

Mª JESÚS ÁLAVA REYES, psicóloga y experta en Psicoterapia terapéutica y coaching es autora de libros como “La inutilidad del sufrimiento” (500.000 ejemplares vendidos),  “La verdad de la mentira” (2016), “Las tres claves de la felicidad”, “Trabajar sin sufrir”, “Recuperar la ilusión”, “Emociones que hieren”, “Amar sin sufrir” o “El no también ayuda a crecer”,  entre otros.

Ha ocupado diversos puestos directivos en el CSIC (Consejo Superior de Investigaciones Científicas), Ministerio de Fomento y Aena (Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea) y fue elegida una de las TOP 100 Mujeres Líderes en España en dos ediciones. En 2017 recibió el premio a la mejor labor de Divulgación de la Psicología.

En la actualidad es Presidenta de Apertia-Consulting, impulsores del proyecto La felicidad productiva”, y de la Fundación María Jesús Álava Reyes. Dirige el Centro de Psicología Álava Reyes. Es miembro del Consejo Asesor de la Fundación Española para la Promoción y el Desarrollo Científico y Profesional de la Psicología y miembro del Consejo Asesor de la Fundación Personas y Empresas.

JAVIER URRA, doctor en Psicología Clínica y Forense y en Ciencias de la Salud, es Pedagogo y Terapeuta además de escritor y colaborador habitual de los medios de comunicación.

Psicólogo en excedencia voluntaria de la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia y de los Juzgados de Menores de Madrid, fue nombrado el Primer Defensor del Menor.

Su labor profesional la ha compaginado con la docencia en la Universidad Complutense de Madrid. Es Autor de numerosos libros como “El pequeño Dictador”, “Fortalece a tu hijo”, “Respuestas prácticas para padres agobiados”, “Educar con sentido común” y recientemente “Primeros auxilios emocionales para niños y adolescentes: guía para padres”(2017), entre otros.

Es Embajador de la Asociación Iberoamericana de Psicología Jurídica, Académico de Número de la Academia de Psicología de España, Patrono de la Fundación Pequeño Deseo, Presidente de la Comisión Rectora del programa recURRA-GINSO para padres e hijos en conflicto y Presidente de Honor de la Sociedad Española para el Estudio de la Violencia Filio-parental (SEVIFIP), entre otros.

Acerca de admin

También puedes ver

El WiZink Center se une a la campaña municipal “Salimos sin molestar”

El proyecto tiene como objetivo promover el ocio responsable y hacer compatible la actividad nocturna …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *